Vasectomía (ligadura de los hombres para no tener hijos)

viernes, 30 de junio de 2017


Vasectomía
La decisión de realizar una vasectomía es una cuestión muy personal. Entonces es importante que comprenda claramente qué es una vasectomía y qué cosas implica. La siguiente información le proporcionará información que lo ayudará a decidir si la vasectomía es la forma anticonceptiva adecuada para usted.

¿Qué ocurre en condiciones normales?
Los testículos producen esperma y testosterona y están localizados en el escroto, en la base del pene. Una vez producido, el esperma sale de los testículos a través de un delicado tubo enroscado llamado epidídimo, donde permanece hasta que madura por completo. Cada epidídimo está conectado a la próstata mediante un tubo llamado vaso deferente. Este tubo muscular generalmente se extiende desde la porción baja del escroto hasta el canal inguinal (lugar donde ocurren la mayoría de las hernias) y luego hasta la pelvis y continúa por detrás de la vejiga. Es en este punto que el vaso deferente se une a las vesículas seminales y forma el conducto eyaculatorio. Durante la eyaculación, el líquido seminal producido por la próstata se mezcla con el esperma para formar el semen.

¿Qué es una vasectomía?
La vasectomía es un procedimiento quirúrgico menor diseñado para interrumpir el sistema de transporte de esperma entre los testículos y el pene.

¿Cómo se realiza una vasectomía?
En general, las vasectomías se hacen en el consultorio del urólogo. Sin embargo, el procedimiento puede hacerse en un centro de cirugías ambulatorias o en un hospital si el paciente y el urólogo han determinado que es preferible la sedación intravenosa. La decisión de llevar a cabo la cirugía en este tipo de medio puede fundamentarse en la anatomía del paciente, su ansiedad, o la necesidad de realizar algún procedimiento quirúrgico asociado.
El día del procedimiento, se pedirá al paciente que firme un formulario de consentimiento quirúrgico. Ciertos estados tienen reglamentaciones en relación al tipo de consentimiento quirúrgico y al momento en que debe firmarse en casos de esterilización permanente.
Una vez que el paciente firmó el formulario de consentimiento y es llevado al quirófano, se le afeitará el área escrotal. Algunos urólogos pedirán a los pacientes que se afeiten esta área en su hogar. Luego se lava el área con una solución antiséptica. Se inyectará anestesia local para adormecer el área pero el paciente tendrá sensación de tacto y notará la tensión y el movimiento durante el procedimiento. Sin embargo, el anestésico local debería eliminar los dolores fuertes. El paciente permanece despierto durante el procedimiento, por lo que, si es necesario, puede informar al urólogo si siente dolor para que le administren más anestesia local.
En una vasectomía convencional, el urólogo hace uno o dos pequeños cortes en la piel del escroto. Se corta el vaso deferente y puede sacarse una pequeña parte de manera de dejar un pequeño hueco entre los dos extremos. A continuación el urólogo ata los extremos cortados con material de sutura y cierra la incisión escrotal con puntos reabsorbibles. Luego se repite el mismo procedimiento del otro lado.
Durante una vasectomía sin bisturí, el urólogo palpa la piel del escroto en busca del vaso y cuando lo encuentra lo sostiene con una pequeña abrazadera. Luego utiliza un instrumento especial para hacer un pequeño pinchazo en la piel y estirar la apertura para poder sacar el vaso deferente, cortarlo, atarlo o cauterizarlo y volver a colocarlo en su lugar.

¿Qué se puede esperar después de una vasectomía?
El urólogo le dará instrucciones específicas para los cuidados necesarios después de una vasectomía. En general es recomendable regresar al hogar inmediatamente después del procedimiento y evitar realizar actividades extenuantes y la actividad sexual. La inflamación y el malestar pueden minimizarse si se coloca una compresa con hielo sobre el escroto. La mayoría de los pacientes se recuperan por completo en menos de una semana y muchos pueden regresar al trabajo incluso hasta un día después del procedimiento. La actividad sexual normalmente puede retomarse a los pocos días de la vasectomía. Sin embargo, es importante que todos los pacientes reconozcan que la vasectomía, aunque sea exitosa, no es efectiva de inmediato. Es necesario comprobar la efectividad de la vasectomía mediante un análisis de semen de una muestra que proporciona el paciente para demostrar que no hay esperma en la eyaculación. El tiempo que debe pasar hasta que se logra la desaparición de esperma de la eyaculación varía de un paciente a otro. La mayoría de los urólogos no recomiendan hacer el control de esperma en el semen por lo menos hasta dos meses o 12 eyaculaciones después, lo que ocurra primero. Si sigue habiendo esperma en la eyaculación, el paciente debe continuar usando anticoncepción. El paciente no debe suponer que la vasectomía fue efectiva hasta que el análisis de semen demuestre la ausencia de esperma.

¿Hay riesgos asociados con la vasectomía?
En el período postoperatorio inmediato hay riesgo de sangrado dentro del escroto. Si el paciente nota un aumento importante en el tamaño del escroto o siente incomodidad importante en el escroto, debe ponerse en contacto con el urólogo de inmediato. Si el paciente tiene fiebre o enrojecimiento o sensibilidad en la zona escrotal también debe ser evaluado por el cirujano, porque podrían ser indicios de una infección. El malestar normalmente es mínimo y debería responder a analgésicos leves. Si el dolor es más severo puede estar indicando la presencia de una infección u otras complicaciones. Los pacientes a menudo se quejan de malestar leve en la zona baja del abdomen similar a lo que sentiría si hubiera sido golpeado en los genitales. Puede desarrollarse un bulto benigno o granuloma a causa de una pérdida de esperma desde el extremo cortado del vaso deferente hacia los tejidos escrotales. En ciertas ocasiones puede ser doloroso o sensible al tacto o al ejercer presión. El síndrome doloroso después de la vasectomía es un síndrome de dolor crónico que ocurre luego de una vasectomía. Las causas de este síndrome y su incidencia no son claras. En general se trata con agentes antiinflamatorios. En alguna ocasiones los pacientes decidirán revertir la vasectomía para intentar aliviar el síndrome. Desafortunadamente, la respuesta a la intervención quirúrgica es impredecible. Últimamente se ha debatido si las vasectomías predisponen a los hombres a problemas futuros de salud. Sin embargo, no hay evidencia concluyente que indique que los hombres que se han sometido a una vasectomía presenten un riesgo mayor de enfermedad cardiovascular, cáncer de próstata, cáncer de testículo u otros problemas de salud.

Preguntas frecuentes:

¿Mi pareja nota la diferencia si me hice una vasectomía?
No hay cambios importantes en la eyaculación luego de la vasectomía, ya que el esperma contribuye sólo con una pequeña cantidad al volumen total de la eyaculación. Su pareja puede ocasionalmente poder sentir el sitio de la vasectomía. Esto ocurre particularmente si desarrolló un granuloma.

¿Se alterará mi sentido del orgasmo si me hago una vasectomía?
La eyaculación y el orgasmo en general no se ven afectados por una vasectomía. La única excepción es cuando, ocasionalmente, los pacientes desarrollan el síndrome del dolor después de la vasectomía.

¿Puedo volverme impotente después de la vasectomía?
Una vasectomía sin complicaciones no causa impotencia.

¿Puede no funcionar la vasectomía?
Es imprescindible estar seguro que la vasectomía ha sido exitosa y que no hay esperma presente en la eyaculación antes de suspender otras formas de anticoncepción. Incluso si se prueba que la vasectomía ha sido exitosa, hay una pequeña probabilidad de que pueda fallar. Esto ocurre como resultado de esperma que se filtra desde un extremo del vaso deferente cortado (el extremo testicular) y que encuentra un canal hasta el otro extremo (el extremo abdominal). A causa de este fenómeno, algunos urólogos recomiendan repetir el análisis de semen al cumplirse el año de la vasectomía.

¿Puede pasarle algo a los testículos?
En ocasiones muy raras, los testículos pueden lesionarse durante la vasectomía como resultado de una lesión a la arteria testicular. Hay otras complicaciones como la presencia de una masa de sangre (hematoma) o una infección que también pueden afectar a los testículos.

¿Puedo tener hijos después de la vasectomía?
Sí, pero si no guardó una reserva de esperma congelado necesitará un procedimiento adicional. Es posible reconectar el vaso deferente mediante una microcirugía (en un procedimiento llamado reversión de la vasectomía) para permitir que ocurra una concepción normal. De manera alternativa, puede extraerse esperma del testículo o del epidídimo y utilizarse para una fertilización in vitro. Estos procedimientos son costosos y pueden no estar cubiertos por los seguros. Además, no son exitosos el 100 por ciento de las veces. Por lo tanto, debe considerar cuidadosamente las alternativas no quirúrgicas antes de decidir hacer la vasectomía.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario